Ecuador en las guerras civiles de Colombia

Ocho guerras civiles nacionales afectaron a la nación del norte durante el siglo XIX e inicios del XX. El Estado ecuatoriano intervino en cuatro.



Por Eduardo Durán Cousin* 20 Junio 2015

Con la Independencia se hizo evidente en Colombia que sin contar el Estado con el monopolio de la fuerza, la dilucidación del problema del poder se resolvería en los campos de batalla; ocho guerras civiles nacionales afectaron a la nación del norte durante el siglo XIX.   La indefinición de los límites entre Ecuador y Colombia, solo finiquitados con el Tratado de 1916 y los vínculos con los grupos enfrentados, conservadores o liberales, hicieron que el Estado ecuatoriano interviniera en cuatro de estas guerras.

Flores trata de revertir la pérdida del Cauca

En 1840 estalló una cruenta guerra civil en la joven Nueva Granada, como entonces se llamaba Colombia, a cuenta de la persecución ejercida por el general Tomás Cipriano de Mosquera, parte del gobierno de Bogotá, a su rival político general José María Obando, a quien se acusaba de ser el autor intelectual de la muerte de Sucre. Perseguido Obando se sublevó en la provincia de Pasto, mientras los caudillos regionales de toda la Nueva Granada se levantaron contra el gobierno.  

Tomás Cipriano de Mosquera, el mismo que supuestamente ocultó el protocolo que solucionaba el problema de límites entre el Ecuador y el Perú, desesperado por la magnitud de la sublevación, convenció al presidente del Ecuador, Juan José Flores, de intervenir en la guerra a cambio de entregarle la provincia de Pasto, perdida por el Ecuador, junto a toda la región del Cauca, a partir de la Ley de División Territorial de la Gran Colombia de 1824.

Flores, confiando en Mosquera, atravesó el río Guáitara al mando de 2 000 soldados ecuatorianos, que cercaron a las fuerzas de Obando desde el sur, mientras las fuerzas gubernamentales colombianas lo hacían desde el norte, derrotándole en la batalla de Huilquipamba, al este de Pasto.  

Una nueva emergencia tuvo Mosquera al estar amenazada Bogotá por los sublevados. Flores, otra vez, por pedido  colombiano, envió 1 200 hombres, que se internaron en territorio neogranadino para evitar la caída de Bogotá. Aplastada la rebelión, el Gobierno de la Nueva Granada se negó a reconocer los tratos de Mosquera con el Presidente ecuatoriano en materia territorial.

Diego Noboa, temeroso de una revolución social, interviene

En 1851, la Nueva Granada entró en una nueva conflagración, a cuenta del disgusto de los conservadores con la revolución liberal que afectó los intereses de la Iglesia y suprimió la esclavitud.  La revuelta que estalló en la región del Cauca, liderada por el caudillo Julio Arboleda, contó con el apoyo del gobierno del Ecuador de Diego Noboa, el cual se comprometió por escrito -según la historiografía colombiana- a facilitar  hombres y armas a los sublevados. Los costos económicos de la intervención ecuatoriana se facilitaron, además -según fuentes colombianas-, por la transferencia que le hizo al Ecuador el gobierno peruano de 300 000 pesos. Los presidentes del Ecuador y del Perú estaban inquietos por lo radical de la revolución en la Nueva Granada. La historiografía ecuatoriana, que no da cuenta de todo esto, centra la evolución de los hechos en la acogida de Noboa a los jesuitas expulsados de la Nueva Granada y en el disgusto consiguiente del gobierno de Bogotá.

En todo caso, alarmado el presidente neogranadino José Hilario López, que temía perder además las provincias del sur, obtuvo del Congreso la autorización para declararle la guerra al Ecuador cuando lo juzgase oportuno.

Las operaciones de Arboleda comenzaron cerca de Ipiales con la participación de 400 hombres, incluyendo soldados y armas ecuatorianas. Las fuerzas de Arboleda fueron derrotadas y las fuerzas ecuatorianas comprometidas retornaron al Ecuador. La rebelión fue aplastada en su integridad, mientras en Guayaquil el general José María Urbina derrocó al gobierno de Noboa para prevenir una invasión de la Nueva Granada.

García Moreno es derrotado en Cuaspud

Pronto, en 1860, estalló una nueva guerra civil, en la cual liberales contra conservadores dilucidaron el carácter federal o no de la Nueva Granada. El  irascible presidente García Moreno, a cuenta de que fuerzas del caudillo conservador Arboleda habían malherido a un oficial ecuatoriano en la frontera, movilizó al ejército con el ánimo de castigar a Arboleda, cayendo, tras una batalla librada en Tulcán, prisionero de este, aunque fue liberado inmediatamente.  

Acabada esta guerra civil, en 1863, el ambicioso Tomás Cipriano de Mosquera, ya presidente de lo que ahora se llamaba “Estados Unidos de Colombia”,  propuso  con su ejército en la frontera la anexión del Ecuador para rehacer conjuntamente la Gran Colombia.  

García Moreno rechazó la propuesta de Mosquera y envió 5 000 hombres al mando de Juan José Flores, la mayor parte de ellos peones de hacienda, a rechazar la inminente invasión.  García Moreno inició las hostilidades, pero su ejército fue derrotado en  Cuaspud,  al oeste de Ipiales, por 1 800 hombres de la bien armada fuerza colombiana. Mosquera en ofensiva sobrepasó Ibarra, en medio de la zozobra de los quiteños que temían que la capital sea tomada por los colombianos.  Mosquera no obstante, persuadido por Flores, aceptó un acuerdo de paz, que se firmó en Pinsaquí, al sur de Imbabura.

Eloy Alfaro entra en la escena colombiana

La Guerra de los Mil Días (1899-1902), con 100 000 muertos y un país arrasado fue la última y la más cruenta de las guerras civiles colombianas.  Eloy Alfaro, que se dejó convencer de las posibilidades de éxito por los liberales colombianos sublevados que le visitaron en Quito, les  apoyó con dinero, hombres y pertrechos.

Los sublevados, con el apoyo ecuatoriano, pudieron haber ganado la guerra en el sur, sin embargo la participación de fray Ezequiel Moreno, en Pasto, fue decisiva en la movilización a favor del gobierno conservador.  Ezequiel Moreno, de gran generosidad en su vida religiosa,  fue elevado a los altares por el papa Juan Pablo II.

El persistente vínculo ecuatoriano con los conflictos colombianos, aun hasta nuestros días, resulta explicable por la alta relación interfronteriza, hecho que no se da, en el caso colombiano, en esas magnitudes con ningún otro vecino.

(*) Doctor en Ciencias Internacionales, licenciado en Ciencias Jurídicas, diplomático y periodista, autor de varios libros de análisis histórico.

EN ENTREGAS ANTERIORES Atras
26 de mayo 2016
Mayo 15 2016
Mayo 8 2016
Mayo1_2016
24 abril 2016
18 de abril del 2016
10 04 20 16
2Abril_2016
26 de marzo del 2016
Marzo 19 2016
Marzo13 2016
5 de marzo del 2016
febrero 28 2016
21_feb_2016
13 de febrero del 2016
febrero 6 2016
Enero31_2016
23 de enero del 2016
Enero 17 2016
Enero09_2016
2 de nero del 2016
27 de diciembre 2015
20 diciembre 2015
12 diciembre 2015
5 de diciembre del 2015
29 noviembre de 2015
22 de noviembre del 2015
14 de noviembre del 2015
8 de noviembre 2015
1 de noviembre de 2015
24 de octubre del 2015
18 octubre 2015
11 de octubre 2015
4 de octubre del 2015
27 septiembre 2015
20_de_septiembre
12 de septiembre del 2015
5 de septiembre de 2015
30 de agosto del 2015
23 agosto 2015
16 de agosto del 2015
9 de agosto del 2015
2 de agosto del 2015
26 julio 2015
19 de julio del 2015
12 de julio del 2015
5 julio 2015
28 de junio del 2015
21 de junio del 2015
14 junio 2015
8 de junio del 2015
31 de mayo del 2015
24 de mayo 2015
17 de mayo de 2015
9 de mayo del 2015
3 mayo 2015
25 de abril de 2015
18 de abril del 2015
12 abril 2015
5 de abril 2015
29 de marzo 2015
22 marzo 2015
14 03 2015
8 de marzo del 2015
1 marzo 2015
21 02 2015
14 de febrero del 2015
8 febrero del 2015
31 enero 2015
24 de enero del 2015
18 enero 2014
11 enero 2015
4 de enero del 2014
28 de diciembre 2014
21 de diciembre de 2014
14 de diciembre del 2014
7 diciembre 2014
30 de noviembre
22 de noviembre
16 de noviembre 2014
9 de noviembre de 2014
2 de noviembre 2014
26 octubre del 2014
19 de octubre
11 octubre 2014
5 de octubre 2014
28 de septiembre de 2014
20 de septiembre 2014
14 de septiembre 2014
7 de sepiembre 2014
7 de septiembre 2014
30 de agosto del 2014
24 agosto 2014
16 de agosto de 2014
10 de agosto 2014
3 agosto de 2014
27 de julio de 2014
20 de julio
12 de julio 2014
6 de julio de 2014
28 junio 2014
22 de junio de 2014
15 de junio de 2014
8 de junio de 2014
01 de junio de 2014
25 de mayo
18 mayo 2014
4 Mayo 2014
27 abril 2014
Adelante
VISITE TAMBÍEN: Planeta