Ninguna imagen sirve para terminar ninguna guerra

El lector no busca imparcialidad en una imagen; por el contrario, busca saber cuál es la posición que toma el fotógrafo, y de ese modo establece o no empatía, no solo con la foto sino con él.



Diego Cifuentes* (O) 03 Enero 2015

El mundo de la fotografía está preñado de chauvinismo, como tal vez cualquier otra manifestación humana. Hay frases manidas como aquella que muchos hemos repetido casi automáticamente: “una imagen vale más que mil palabras”. Leer algunas anécdotas del gran Robert Capa me ha ayudado a profundizar la reflexión.

¿Qué pasaría con aquella icónica imagen de Josef Koudelka con la que arranca su famoso ensayo sobre la represión de la Primavera de Praga, allá por 1968? Una mano con un reloj de pulsera en primer plano, en plano secundario una calle vacía de Praga. ¿Una imagen vale más que mil palabras?, tal vez, pero si desconociéramos el contexto, esa fotografía no tendría mucho valor, sería apenas una mano con un reloj y una calle vacía.

Joan Fontcuberta dice que la fotografía ha sido entendida como la manera en que la naturaleza se representa a sí misma. Entonces ¿por qué Koudelka hace esa imagen para empezar el relato de un hecho tan dramático? Justamente por eso, para rebelarse.

Al mismo tiempo, el chauvinismo fotográfico evoca el criterio de que la fotografía es el testigo de la historia, pretendiendo así que la fotografía es el registro de la realidad objetiva. Por tanto, en su condición de testigo perfecto de la historia, no estaría en condición alguna de mentir ni ser falaz, la manera perfecta como la naturaleza se representa a sí misma.

Foto de Kevin Carter
Foto de Kevin Carter
Al borde de la muerte en Sudán; obtuvo el Pulitzer.

¿Koudelka hizo esa fotografía el mismo día en que entraron los tanques soviéticos a Praga? Lo más seguro es que no, quizás la hizo unas horas después o unos días más tarde, y eso sería verdaderamente irrelevante porque no interesa cuán veraz pudiera ser el momento mismo en que registró esa fotografía.

Uso el ejemplo del gran Koudelka justamente porque esa icónica foto es pertinente para poner sobre el tapete aquel elemento que siempre solemos olvidar. Tras una cámara hay un ser humano, este está cargado de una posición política, una situación socioeconómica, una postura frente a la vida. Es aquí cuando Koudelka asume esa postura y decide decirnos, yo voy a contar esta historia desde mi punto de vista, lo que no quita que en realidad la invasión a Praga fue un hecho dramático y terrible en la historia de la humanidad, sino que le agrega el carácter de crónica a este hecho histórico.

¿La intención de Josef Koudelka fue detener la invasión a Praga? Obviamente no, tampoco quería levantar a la opinión pública occidental en favor del pueblo checo; su intención era la de un narrador que de ninguna manera era imparcial. Imprimió en su trabajo no solo el horror de una invasión, sino cómo una idea caía aplastada bajo las botas de la Unión Soviética.

Fotografía de Huynh Cong
Fotografía de Huynh Cong
durante la guerra de Vietnam, 1972

Su gran factura y justamente su postura fue la que llevó a su trabajo a los espacios más altos de la fotografía mundial. No era imparcial, tomaba un claro partido con el que la opinión pública se sentía  identificada.

En 1972 Huynh Cong, durante la Guerra de Vietnam, fotografió a una niña que huía con su cuerpo quemado por el napalm. Esta foto más tarde sería conocida como la imagen que terminó una guerra, lo que a mi modo de ver es una exageración y está cargada de un profundo chauvinismo fotográfico. Si en verdad fuera así, creo que el mérito se lo habría llevado de largo Larry Burrows, quien había venido contando desde hace rato los horrores de esa guerra. Sin hacer ningún tipo de concesión tomó partido contra la guerra.

La mencionada imagen llegó justo en el momento en que la opinión pública estaba cansada de una guerra que no consideraba suya.

Hizo de factor catalizador del descontento, pero su contenido en sí no tenía el poder para parar nada, teniendo quizás el trabajo de Burrows un contenido más brutal, a mi modo de ver.

No fue una imagen sino la opinión pública la que paró la Guerra de Vietnam. Fue la lectura que la gente estableció a partir de toda la información gráfica que recibía de ese conflicto, la que hizo que tomara una posición contestataria.

Kevin Carter saltó a la fama universal por haber fotografiado al niño sudanés Kong Nyong mientras defecaba a campo abierto, mientras en plano secundario se podía observar un buitre que obviamente estaba esperando obtener algún alimento. La lectura que se dio de la imagen fue que era un niño sudanés muriendo por hambre, mientras detrás de él un buitre esperaba su muerte.

Carter con esa fotografía obtuvo el Premio Pulitzer, de alguna manera sintió que era correcto tapar la historia real y dar pie a la historia fantástica que lo había llevado a obtener semejante premio, tan preciado por cualquier fotógrafo de reportaje del planeta. El resultado fue que meses más tarde Carter se suicidaba por efecto de la presión de la opinión pública; se lo acusaba de no haber tomado partido, de haber mirado impasible la muerte de un niño famélico, solamente para obtener una buena foto que lo catapultara a la fama.

Carter murió víctima de su propio éxito, víctima de su propia historia falaz, pero ante todo fue víctima de supuestamente no haber tomado partido por la vida, de haber intentado ser “imparcial” y mero testigo de un hecho histórico.

La imagen de Carter tampoco había parado ninguna guerra, no había contribuido en nada a la opinión pública, había tratado de ser “imparcial”. Para ello se sirvió de una historia falaz a partir de una lectura errónea de la foto, se retroalimentó de ella, no tomó una posición.

Siempre he dicho que la fotografía es lo que su operador quiere que esta sea, pero obviamente una imagen no es nada sin el observador, sin el lector.

El lector no busca imparcialidad en una imagen; por el contrario, busca saber cuál es la posición que toma el fotógrafo, pretende saber cómo está constituido y de ese modo establece o no empatía, no solo con la fotografía sino con el fotógrafo. Por tanto la fotografía no es cómo la naturaleza se representa a sí misma sino cómo el fotógrafo la interpreta, y es allí por donde la pelota está en el campo del observador.

* Fotógrafo ecuatoriano

EN ENTREGAS ANTERIORES Atras
26 de mayo 2016
Mayo 15 2016
Mayo 8 2016
Mayo1_2016
24 abril 2016
18 de abril del 2016
10 04 20 16
2Abril_2016
26 de marzo del 2016
Marzo 19 2016
Marzo13 2016
5 de marzo del 2016
febrero 28 2016
21_feb_2016
13 de febrero del 2016
febrero 6 2016
Enero31_2016
23 de enero del 2016
Enero 17 2016
Enero09_2016
2 de nero del 2016
27 de diciembre 2015
20 diciembre 2015
12 diciembre 2015
5 de diciembre del 2015
29 noviembre de 2015
22 de noviembre del 2015
14 de noviembre del 2015
8 de noviembre 2015
1 de noviembre de 2015
24 de octubre del 2015
18 octubre 2015
11 de octubre 2015
4 de octubre del 2015
27 septiembre 2015
20_de_septiembre
12 de septiembre del 2015
5 de septiembre de 2015
30 de agosto del 2015
23 agosto 2015
16 de agosto del 2015
9 de agosto del 2015
2 de agosto del 2015
26 julio 2015
19 de julio del 2015
12 de julio del 2015
5 julio 2015
28 de junio del 2015
21 de junio del 2015
14 junio 2015
8 de junio del 2015
31 de mayo del 2015
24 de mayo 2015
17 de mayo de 2015
9 de mayo del 2015
3 mayo 2015
25 de abril de 2015
18 de abril del 2015
12 abril 2015
5 de abril 2015
29 de marzo 2015
22 marzo 2015
14 03 2015
8 de marzo del 2015
1 marzo 2015
21 02 2015
14 de febrero del 2015
8 febrero del 2015
31 enero 2015
24 de enero del 2015
18 enero 2014
11 enero 2015
4 de enero del 2014
28 de diciembre 2014
21 de diciembre de 2014
14 de diciembre del 2014
7 diciembre 2014
30 de noviembre
22 de noviembre
16 de noviembre 2014
9 de noviembre de 2014
2 de noviembre 2014
26 octubre del 2014
19 de octubre
11 octubre 2014
5 de octubre 2014
28 de septiembre de 2014
20 de septiembre 2014
14 de septiembre 2014
7 de sepiembre 2014
7 de septiembre 2014
30 de agosto del 2014
24 agosto 2014
16 de agosto de 2014
10 de agosto 2014
3 agosto de 2014
27 de julio de 2014
20 de julio
12 de julio 2014
6 de julio de 2014
28 junio 2014
22 de junio de 2014
15 de junio de 2014
8 de junio de 2014
01 de junio de 2014
25 de mayo
18 mayo 2014
4 Mayo 2014
27 abril 2014
Adelante
VISITE TAMBÍEN: Planeta