Túnez, el milagro árabe y el país del 2014

La revista The Economist ha declarado a Túnez como el país del año. Ahí donde estalló la ‘Primavera Árabe’, Túnez fue el único país de la región que supo llevar a cabo las reformas democráticas que pedían entonces las sociedades árabes.



mpallares@elcomercio.com   Martín Pallares. Editor (O) 03 Enero 2015

El 2014 fue un año malo para la paz, la institucionalidad y la democracia.  Pero en ese mar de noticias sobre degollamientos, insubordinaciones sangrientas y muestras de autoritarismo hay ciertos rincones que se han diferenciado. Eso es lo que la revista The Economist busca cada año para elegir lo que llama el ‘País del año’.

Al final del 2013 la elección recayó en Uruguay, país al que la célebre revista reconoció su mirada moderna sobre dos temas: la legalización del consumo de la marihuana y la aceptación legal de los matrimonios entre personas del mismo sexo.

Esta vez The Economist decidió que el país del año sería uno pequeño y pobre: Túnez.  Según la revista, Túnez marcó la diferencia en medio de ­tanta represión y levantamientos sangrientos, sobre todo en su vecindario.
Básicamente, el reconocimiento a Túnez tiene que ver con la forma en que este país logró plasmar los sueños democráticos de su población, que fue la primera en levantarse en la llamada ‘Primavera Árabe’.

Según The Economist, el 2014 fue malo para el concepto mismo de país y de nación.  Durante el 2014 actuaron los lunáticos premodernos del Estado Islámico que atentan contra la existencia de Iraq y Siria y las fuerzas rusas que desmembraron Ucrania como si las fronteras fueran líneas flexibles en lugar de límites fijos.

En el escenario pintado por la revista, en Nigeria, Boko Haram prostituyó la idea de soberanía al secuestrar a niñas para venderlas en el mercado de esclavas sexuales, mientras que Sudán del Sur, un país nuevo que se fundó hace apenas tres años, ha sucumbido en una cruenta guerra civil.

Las tragedias han estado por todo lado. Senegal y Nigeria respondieron de mala forma al estallido del ébola y los talibanes siguen masacrando gente.

Foto: AFP
Foto: AFP
El 22 de febrero del 2011, egipcios trataron de huir de los enfrentamientos en Libia

Los bien portados

Pero no todo ha sido malo. Hay otros países que han resistido bravamente a la desin­tegración. Por ejemplo, las islas Marshall pueden estar hundiéndose en el mar, pero liderando la lucha contra el cambio climático, se están hundiendo al menos dando pelea.

Los kurdos del Kurdistán iraquí, que si bien no es un país aunque va en camino de serlo, repelieron a los yihadistas del Estado Islámico y pudieron haber salvado Bagdad. En una confrontación democrática muy diferente, el pueblo de Escocia sabiamente votó en contra de acabar con tres siglos de unión con Inglaterra y decidieron quedarse junto a Inglaterra.

Líbano merece crédito por acoger a cientos de refugiados sirios y si Colombia llega a un acuerdo de paz, sería uno de “nuestros favoritos para el 2015”, dicen los editores de The Economist.

India también fue un candidato serio y podría ser ‘País del Año’ en el 2015 si consolida la democracia bajo el liderazgo de Narendra Modi.

Pero hay más que armas o ingresos económicos para escoger a un país, sostiene la publicación. “Por eso escogi­mos en el 2013 a Uruguay por su posición liberal en el ­tema de las drogas y el matrimonio entre personas del mismo sexo”, dice.

Esta vez el otro finalista fue Indonesia, el país musulmán más poblado del mundo, donde un político moderno venció a un régimen anticuado y militarista en unas elecciones limpias. El nuevo presidente, Joko Widodo, ha comenzado a guiar a su país hacia la prosperidad.

El ganador es un país muy pequeño pero pensamos que los símbolos importan más que el tamaño, sostienen los editores.

Precisamente el domingo 22 de diciembre, en Túnez se celebraron elecciones. El veterano exministro Beyi Caid Essebsi, de 88 años, ganó con más de 11 puntos de ventaja las primeras elecciones democráticas en Túnez para elegir al presidente de la República.

El contundente resultado y la concentración de poder que ha alcanzado su partido lo convierten en el líder que decidirá todo en el país donde se inició la ‘Primavera Árabe’ hace cuatro años. Con la elección de Essebsi, Túnez completa la transición democrática que comenzó en 2011 con la caída del dictador Zine el Abidine Ben Alí.

Túnez no solo que encendió la mecha de la ‘Primavera Árabe’ sino que ahora está liderando el desarrollo democrático en Oriente Medio y en el Norte de África, sostiene The Economist. Túnez puede con todo derecho decir que supo manejar los efectos traumáticos luego de la ‘Primavera Árabe’ mucho mejor que cualquier otro país del Oriente Medio y del norte de África.

Luego de que los protestantes se tomaran las calles de Siria, Yemen o Libia, el resultado fue el caos y la guerra civil. En Egipto, el actual gobierno militar es aún más autoritario que el del expresidente Hosni Mubarak. En otros lugares la ‘Primavera Árabe’ ni siquiera arrancó. Los partidarios de la monarquía en Bahréin, por ejemplo, se opusieron en éxito a los manifestantes con el argumento de que el país no estaba listo para la democracia. Según la BBC de Londres, estos son los motivos para el éxito de Túnez.

A diferencia de otros países de Oriente Medio, el Ejército de Túnez tradicionalmente se ha mantenido al margen de la  política.

Las cifras demográficas de la religión también ayudan. Los salafistas radicales existen, pero son una minoría.

La afinidad que la mayoría de tunecinos, sobre todo de los que viven junto a la costa, con Francia hace que su población no tenga sentimientos antioccidentales y que no miren en Oriente a sus inspiraciones políticas.

Pero la versión tunecina de la Hermandad Musulmana, el moderado partido Ennadha, también se merece parte del crédito, dice la BBC.  Cuando Ennadha ganó las elecciones posteriores a la ‘Primavera Árabe’, muchos tunecinos temieron que iban a imponer un gobierno islámico.

Muchos no creyeron en las promesas del líder espiritual de Ennadha, Rachid Gannouchi, de que si bien quería un sistema político islámico,  él no impondría nada que no pudiese convencer pacíficamente a los tunecinos. Los escépticos se equivocaron: Ennadha cumplió su palabra.

A pesar de la victoria del 2011, Ennadha puso en el poder a un equipo de tecnócratas que respetaron las elecciones.

Mientras las constituciones de casi todos los países de mayoría musulmana citan al Corán como fuente de todo poder, el Artículo 3 de la Constitución de Túnez dice que “el pueblo tiene la soberanía de todos los poderes”.

Pero para la cadena BBC estas decisiones de Ennadha no fueron gestos de pura gene­rosidad. Sus miembros, dice, tenían miedo genuino de terminar en la cárcel. Además, el partido se sintió limitado por ser minoría. Muchos piensan que Ennadha podría terminar convirtiéndose en la versión árabe de la democracia cris­tiana europea.

Y aunque el futuro no es del todo fácil por todos los problemas que persisten en la región medio-oriental, Túnez se levanta como un caso que permite pensar, a pesar de lo que dicen muchos occidentales, que la democracia sí es posible en un país musulmán.

EN ENTREGAS ANTERIORES Atras
26 de mayo 2016
Mayo 15 2016
Mayo 8 2016
Mayo1_2016
24 abril 2016
18 de abril del 2016
10 04 20 16
2Abril_2016
26 de marzo del 2016
Marzo 19 2016
Marzo13 2016
5 de marzo del 2016
febrero 28 2016
21_feb_2016
13 de febrero del 2016
febrero 6 2016
Enero31_2016
23 de enero del 2016
Enero 17 2016
Enero09_2016
2 de nero del 2016
27 de diciembre 2015
20 diciembre 2015
12 diciembre 2015
5 de diciembre del 2015
29 noviembre de 2015
22 de noviembre del 2015
14 de noviembre del 2015
8 de noviembre 2015
1 de noviembre de 2015
24 de octubre del 2015
18 octubre 2015
11 de octubre 2015
4 de octubre del 2015
27 septiembre 2015
20_de_septiembre
12 de septiembre del 2015
5 de septiembre de 2015
30 de agosto del 2015
23 agosto 2015
16 de agosto del 2015
9 de agosto del 2015
2 de agosto del 2015
26 julio 2015
19 de julio del 2015
12 de julio del 2015
5 julio 2015
28 de junio del 2015
21 de junio del 2015
14 junio 2015
8 de junio del 2015
31 de mayo del 2015
24 de mayo 2015
17 de mayo de 2015
9 de mayo del 2015
3 mayo 2015
25 de abril de 2015
18 de abril del 2015
12 abril 2015
5 de abril 2015
29 de marzo 2015
22 marzo 2015
14 03 2015
8 de marzo del 2015
1 marzo 2015
21 02 2015
14 de febrero del 2015
8 febrero del 2015
31 enero 2015
24 de enero del 2015
18 enero 2014
11 enero 2015
4 de enero del 2014
28 de diciembre 2014
21 de diciembre de 2014
14 de diciembre del 2014
7 diciembre 2014
30 de noviembre
22 de noviembre
16 de noviembre 2014
9 de noviembre de 2014
2 de noviembre 2014
26 octubre del 2014
19 de octubre
11 octubre 2014
5 de octubre 2014
28 de septiembre de 2014
20 de septiembre 2014
14 de septiembre 2014
7 de sepiembre 2014
7 de septiembre 2014
30 de agosto del 2014
24 agosto 2014
16 de agosto de 2014
10 de agosto 2014
3 agosto de 2014
27 de julio de 2014
20 de julio
12 de julio 2014
6 de julio de 2014
28 junio 2014
22 de junio de 2014
15 de junio de 2014
8 de junio de 2014
01 de junio de 2014
25 de mayo
18 mayo 2014
4 Mayo 2014
27 abril 2014
Adelante
VISITE TAMBÍEN: Planeta