Los Verdes Pastos de Camilo Egas

Uno de los más importantes pintores ecuatorianos dejó su huella en un mural en la ciudad de Nueva York



mhbarrerab@gmail.com   María Helena Barrera-Agarwal * (I) 04 Abril 2015

Nueva York, 22 de abril de 1932. En la sucursal de Harlem de la Biblioteca Pública de Nueva York, se prepara cuidadosamente una velada. La misma da inicio a una muestra artística poco habitual. Tan solo un cuadro, creado por un artista latinoamericano, hace parte de la exhibición. El evento será un éxito de público: doscientas personas coparán las instalaciones para presenciarlo. 


El maestro de ceremonias, Augustus Granville Dill, músico y sociólogo, es buen amigo del ya por entonces célebre pensador afroamericano W.E.B Dubois. Dos discursos están previstos: el primero está a cargo de Ernestine Rose – pionera de los servicios bibliotecarios dedicados a las poblaciones inmigrantes y afroamericanas de Nueva York. La segunda alocución es pronunciada por el creador del cuadro, el artista ecuatoriano Camilo Egas. El coro de Hall Johnson dará fin al evento, con las interpretaciones de música góspel por las que era justamente famoso. 


Cinco años antes, Egas había abandonado el Ecuador, buscando probar suerte en los Estados Unidos. Lo hacía luego de una gran decepción: sus esfuerzos por fomentar la eclosión de una escena artística en Quito se habían confirmado infructuosos. A los 38 años, dejaría su tierra natal una vez más, para dirigirse a un país que le era totalmente desconocido, y en el que no contaba con otra ayuda que la de su esposa, la estadounidense Margarita Gibbons, quien lo había precedido en la travesía.


Egas confrontaría así la más radical aventura de su vida. Luego de inicios humildes, ofreciendo sus servicios como instructor de pintura, en anuncios clasificados, va a integrarse gradualmente a la escena artística de la ciudad. Hacia 1929, se vincula a una novísima institución de educación, la New School for Social Research, como maestro. Esa relación le será providencial, al permitirle arrostrar el embate de la Gran Depresión y sustentar una extraordinaria carrera, tanto pedagógica como artística. 


La muestra en Harlem es un episodio notable de ese período inicial.  El cuadro que la conforma lleva por título Green Pastures. En septiembre de 1931, Egas lo ha incluido ya en su primera exhibición neoyorquina, intitulada ‘Pinturas de los indios del Ecuador’. Una reseña contemporánea a dicha exposición lo describe así: “Obra de poderosísima factura y trazo genial que tiene por tema algo familiar a este público, la comedia dramática de tal nombre que por tantos meses ha venido dándose en los escenarios [de Broadway]”. 


En otra reseña se lee cómo “temas sobre afroamericanos [...] han interesado al pintor desde su llegada a Nueva York”. Tales descripciones permiten confirmar la fuente de inspiración de Egas: a su interés por las condiciones de vida de los afroamericanos, se ha unido una visión provocada por la pieza The Green Pastures, con la que el dramaturgo estadounidense Marc Connelly ganó el Premio Pulitzer en 1931. Adaptada de un libro de relatos, la misma presenta una serie de episodios bíblicos, adaptándolos a las idiosincrasias del sur de los Estados Unidos, desde el punto de vista de personajes afroamericanos. 


Esa fuente identificable de inspiración permite apreciar el proceso creativo de Egas de  modo inusual y sin precedentes. Ello, en razón de la conservación de imágenes que documentan tanto su cuadro como la escena exacta de la pieza de Connelly en la que se basa. 
Egas elige para su cuadro la escena cuarta de la segunda parte de la pieza de Connelly. Los israelitas han abandonado Egipto y se dirigen hacia la tierra prometida en medio de luchas internas y de combates externos. Moisés, anciano y exhausto, los guía sabiendo que no le será dado verla. 


La puesta en escena de Connelly privilegia el aspecto humano de los personajes –el cansancio de Moisés, la preocupación de Aarón, la penuria y la vulnerabilidad de un pueblo abocado a incertidumbre extrema. Egas considera ese contenido visual, lo aprehende, pero no lo replica de modo literal. Utiliza el referente de las imágenes de Connelly para concentrarse en el simbolismo del pasado, aplicado al presente y al futuro: el bíblico episodio se convierte así en una metáfora de la lucha de los afroamericanos por suscitar el fin de la segregación racial, en la era previa a la consecución de tal objetivo. 


Las figuras, estilizadas y plenas de energía, subliman el esfuerzo de los pioneros por la igualdad de derechos civiles. Un combate complejo y pleno de sinsabores, destinado empero a proseguir y, eventualmente, a triunfar. Ese contenido explica la calurosa recepción del cuadro en Harlem. El barrio se hallaba por ese entonces aún efervescente en su Renacimiento, fenómeno intelectual y cultural en el cual personajes como DuBois y Granville Dill habían jugado un papel preponderante. Dentro de un ámbito tal, la metáfora antirracista plasmada por Egas en su pintura había sido perfectamente comprendida.

*Abogada residente en Nueva York.  Historiadora e investigadora sobre Ecuador y su cultura.

EN ENTREGAS ANTERIORES Atras
26 de mayo 2016
Mayo 15 2016
Mayo 8 2016
Mayo1_2016
24 abril 2016
18 de abril del 2016
10 04 20 16
2Abril_2016
26 de marzo del 2016
Marzo 19 2016
Marzo13 2016
5 de marzo del 2016
febrero 28 2016
21_feb_2016
13 de febrero del 2016
febrero 6 2016
Enero31_2016
23 de enero del 2016
Enero 17 2016
Enero09_2016
2 de nero del 2016
27 de diciembre 2015
20 diciembre 2015
12 diciembre 2015
5 de diciembre del 2015
29 noviembre de 2015
22 de noviembre del 2015
14 de noviembre del 2015
8 de noviembre 2015
1 de noviembre de 2015
24 de octubre del 2015
18 octubre 2015
11 de octubre 2015
4 de octubre del 2015
27 septiembre 2015
20_de_septiembre
12 de septiembre del 2015
5 de septiembre de 2015
30 de agosto del 2015
23 agosto 2015
16 de agosto del 2015
9 de agosto del 2015
2 de agosto del 2015
26 julio 2015
19 de julio del 2015
12 de julio del 2015
5 julio 2015
28 de junio del 2015
21 de junio del 2015
14 junio 2015
8 de junio del 2015
31 de mayo del 2015
24 de mayo 2015
17 de mayo de 2015
9 de mayo del 2015
3 mayo 2015
25 de abril de 2015
18 de abril del 2015
12 abril 2015
5 de abril 2015
29 de marzo 2015
22 marzo 2015
14 03 2015
8 de marzo del 2015
1 marzo 2015
21 02 2015
14 de febrero del 2015
8 febrero del 2015
31 enero 2015
24 de enero del 2015
18 enero 2014
11 enero 2015
4 de enero del 2014
28 de diciembre 2014
21 de diciembre de 2014
14 de diciembre del 2014
7 diciembre 2014
30 de noviembre
22 de noviembre
16 de noviembre 2014
9 de noviembre de 2014
2 de noviembre 2014
26 octubre del 2014
19 de octubre
11 octubre 2014
5 de octubre 2014
28 de septiembre de 2014
20 de septiembre 2014
14 de septiembre 2014
7 de sepiembre 2014
7 de septiembre 2014
30 de agosto del 2014
24 agosto 2014
16 de agosto de 2014
10 de agosto 2014
3 agosto de 2014
27 de julio de 2014
20 de julio
12 de julio 2014
6 de julio de 2014
28 junio 2014
22 de junio de 2014
15 de junio de 2014
8 de junio de 2014
01 de junio de 2014
25 de mayo
18 mayo 2014
4 Mayo 2014
27 abril 2014
Adelante
VISITE TAMBÍEN: Planeta