Solo los más fuertes pueden ser sanadores

En Puyo, todo el mundo conoce a Jorge Vargas; sus artes curativas lo han situado en la cima de la práctica chamánica. Por esa razón, don Jorge es un interlocutor ideal para hablar de lo sobrenatural.



iguzman@elcomercio.com   Ivonne Guzmán. Editora 04 Octubre 2014

La realidad: esa suma de cosas concretas, medibles, tocables... La realidad: ámbito de lo racional y de lo posible. Qué cortita y  qué pobre sería la realidad si la redujéramos a eso, ¿no? Porque la realidad, lo sabe bien Jorge Vargas –que se ha preparado para ser chamán casi desde que tiene uso de razón–, es también un montón de otras cosas, sensaciones, dimensiones y fenómenos, a los que los códigos de la ‘inteligencia’ nos obligan a adjetivar de sobrenaturales, o sea de no pertenecientes a la realidad.

Pero como la realidad es, si sintonizamos con lo que dijo Julio Cortázar en unas clases que dio en Berkeley en 1980, “más grande, más elástica, más expandida”, es decir, un espacio donde “entra todo”, los espíritus con los que se comunica don Jorge para curar a quienes acuden a él, son también protagonistas válidos de este tiempo/espacio que compartimos creyentes y no creyentes.

Imbuida del espíritu cortazariano, cuando lo encuentro una tarde en su casa del Puyo, empezamos una charla sin escepticismos de por medio, movida solo por la curiosidad.

Y hacia el final tenemos que apurar preguntas y respuestas, pues don Jorge debe ensayar esa misma noche un baile para una ceremonia que celebrará al día siguiente para unos funcionarios del Gobierno y un importante visitante chino. Las ilustres visitas requieren de sus servicios a partir de las cuatro de la mañana. Cuando nos despedimos ya es casi de noche y me dice: “Que Dios le acompañe”. La fuerza de sus palabras me estremecen.

Entrevista a Jorge Vargas
Nació en el Puyo (Pastaza) hace 73 años. Él asegura que sus antepasados fundaron Puyo. A los 8 años, porque antes no podía tomar ayahuasca, su padre y su abuelo lo iniciaron en el camino de la sanación con plantas y rituales. Hoy es el chamán más reconocido de Puyo; sus limpias y rituales le han dado fama fuera de su provincia e incluso del país. Desde hace 25 años regenta un negocio turístico en el que recibe extranjeros interesados en conocer más de la cultura local y probar ayahuasca.

En este momento, ¿nos acompañan espíritus?
Claro que sí. Es normal, aquí siempre hay espíritus. Y le digo que aquí en el pueblo (Puyo) hay más espíritus malos que buenos; no es como en la selva, donde vive el Sacha Runa, que sale de las lagunas, también de los ríos y los árboles grandes. Esos son espíritus buenos.

¿Qué es exactamente lo sobrenatural?
Se trata más de tener un pensamiento tranquilo; es un estado en el que uno no está ni a favor ni en contra de nadie. Es estar preparado hasta para dar un ejemplo, un consejo.

¿Por qué a la gente de ciudad, sobre todo, le cuesta  creer en lo que no ve?
Alguna gente es muy incrédula, pero en cambio sí cree en el espíritu de la ambición.  

Pero, ¿por qué será que les cuesta creer?
No creen porque más poderosa es la ambición de trabajar y de tener algo.

¿Están muy metidos en el mundo material?
Claro. Lo único que les interesa es tener muchas cosas.

¿De qué se pierden quienes no creen en lo sobrenatural?
Eso quiere decir que están ganados por el individualismo. Solo están concentrados en trabajar y en tener.

¿Y por qué es importante creer en lo que uno no puede ver ni comprobar?
Tener fe es importante. Por ejemplo, un espíritu con el que uno se puede conectar si cree es el de la sanación.}

¿La mente es tan poderosa como para sacarse un cáncer de encima?
Sí, se puede. Yo he curado a gente que ya estaba por morirse o que estaba metida en la droga. A señoritas bien chéveres, bonitas y jóvenes dedicadas a quemar la hoja (fumar marihuana) yo les he dado mi espíritu y mi consejo para que traten de ganarles a los espíritus malos aclarando su conciencia. Y se han curado.

Describa a ese espíritu maligno de la enfermedad.
O sea no es que tiene una cara o forma, para qué voy a decir… Pero yo le veo porque el tabaco empieza a quemarse mal, se hace huecos por un lado, por otro lado y así… no se quema igual. Ahí ya veo la enfermedad.

Y el espíritu de la selva, ¿cómo es?
Es como un cristiano. Hay espíritus que son negros, hay otros que son preciosas mujercitas. Son como personas. Yo viví una temporada acá abajo (cerca al río Pastaza) y había una piedra grande donde siempre salía una señorita que era la reina del río. Una vez mis hijos la vieron y me preguntaron: Papito, ¿cómo se puede hacer con esta? Yo les dije: No hay cómo hacer nada, porque ellos también están en su vida, así como nosotros en la nuestra, y no hay que interrumpirles.

¿Los ríos o la selva le han dicho algo a usted?
Sí, que me cuide o que va a pasar tal o cual cosa. Y uno solo tiene que obedecer lo que le piden. La ayahuasca no miente.

¿Le han dicho algo sobre la destrucción del ambiente?
No, para qué voy a mentir…

Si uno llega a conectarse con uno de estos espíritus, ¿qué tiene que hacer?
Hay que concentrarse y tratar de no hablar. Si nos ponemos a hablar, no les vamos a escuchar.

¿Cómo diría que a las sociedades occidentales nos puede ayudar en la vida cotidiana el conocimiento de lo sobrenatural?
Encontrarían la fuerza y la concentración para sanarse.

Es decir que si más personas creyéramos en lo sobrenatural, ¿podríamos ayudar a más gente?
Talvez, pero depende, porque no todas las personas pueden seguir el camino de la sanación. Hay personas que lo intentan y fracasan.

¿Qué les falta a las personas que fracasan?
Hablando la pura verdad, les falta fuerza. Para hacer esto hay que tener un solo pensamiento.

¿El camino de lo sobrenatural es solo para los fuertes?
Sí, es para personas decididas. Gente que logra ser lo que quiere ser.

¿Usted cree en la magia?
Ni he visto ni conozco. No me gusta la magia negra ni blanca o roja o lo que sea; que ellos hagan lo suyo y yo hago lo mío.

¿Entonces qué es lo que usted hace?
Yo solo trabajo con plantas y eso es medicina.

EN ENTREGAS ANTERIORES Atras
26 de mayo 2016
Mayo 15 2016
Mayo 8 2016
Mayo1_2016
24 abril 2016
18 de abril del 2016
10 04 20 16
2Abril_2016
26 de marzo del 2016
Marzo 19 2016
Marzo13 2016
5 de marzo del 2016
febrero 28 2016
21_feb_2016
13 de febrero del 2016
febrero 6 2016
Enero31_2016
23 de enero del 2016
Enero 17 2016
Enero09_2016
2 de nero del 2016
27 de diciembre 2015
20 diciembre 2015
12 diciembre 2015
5 de diciembre del 2015
29 noviembre de 2015
22 de noviembre del 2015
14 de noviembre del 2015
8 de noviembre 2015
1 de noviembre de 2015
24 de octubre del 2015
18 octubre 2015
11 de octubre 2015
4 de octubre del 2015
27 septiembre 2015
20_de_septiembre
12 de septiembre del 2015
5 de septiembre de 2015
30 de agosto del 2015
23 agosto 2015
16 de agosto del 2015
9 de agosto del 2015
2 de agosto del 2015
26 julio 2015
19 de julio del 2015
12 de julio del 2015
5 julio 2015
28 de junio del 2015
21 de junio del 2015
14 junio 2015
8 de junio del 2015
31 de mayo del 2015
24 de mayo 2015
17 de mayo de 2015
9 de mayo del 2015
3 mayo 2015
25 de abril de 2015
18 de abril del 2015
12 abril 2015
5 de abril 2015
29 de marzo 2015
22 marzo 2015
14 03 2015
8 de marzo del 2015
1 marzo 2015
21 02 2015
14 de febrero del 2015
8 febrero del 2015
31 enero 2015
24 de enero del 2015
18 enero 2014
11 enero 2015
4 de enero del 2014
28 de diciembre 2014
21 de diciembre de 2014
14 de diciembre del 2014
7 diciembre 2014
30 de noviembre
22 de noviembre
16 de noviembre 2014
9 de noviembre de 2014
2 de noviembre 2014
26 octubre del 2014
19 de octubre
11 octubre 2014
5 de octubre 2014
28 de septiembre de 2014
20 de septiembre 2014
14 de septiembre 2014
7 de sepiembre 2014
7 de septiembre 2014
30 de agosto del 2014
24 agosto 2014
16 de agosto de 2014
10 de agosto 2014
3 agosto de 2014
27 de julio de 2014
20 de julio
12 de julio 2014
6 de julio de 2014
28 junio 2014
22 de junio de 2014
15 de junio de 2014
8 de junio de 2014
01 de junio de 2014
25 de mayo
18 mayo 2014
4 Mayo 2014
27 abril 2014
Adelante
VISITE TAMBÍEN: Planeta